LAS AVENTURAS DE VIOLETA EN EL MUNDO AVENTURAS SIN FIN

Había una vez una niña que se llamaba Violeta que se encontró en un mundo que se llamaba mundo aventuras sin fin. Esa niña tenía una mascota que era un gato que se llamaba Titi. Titi era muy mono y la niña le vestía con ropa de gato. Además ese gato tenía muchas manchas de color negro .La violeta era una bruja! Sobre todo era medio bruja medio maga y tenía una varita de colores del arcoíris .Y como no tenía amigos se aburría mucho. Una niña que vivía por allí siempre pensaba que quien vivía allí se aburría porque nunca salía de allí.
 Así que un día  entró y se encontró con la Violeta medio bruja medio maga y se hicieron amigas. Le enseñó a hacer magia y ser una bruja, como montar en escoba y Ana cuando llego a casa le conto todo lo que le enseño  Violeta a su madre.
Ana tenía 8 años como la Violeta pero la Violeta no iba a la escuela. Entonces la Violeta le invitó a ver su casa que tenía muchas telas de arañas pero la Violeta era muy limpia y tenía un calabozo para hacer hechizos, su cama era de color verde y tenía el armario a conjunto con la cama y tenía una escoba voladora de color marrón.
A  Ana le gustaba su casa sabía que las brujas tenían muchas telarañas y que a las brujas le gustaban mucho el color verde.
Ana le contó a mucha gente lo que le enseñó Violeta y des de aquel día  todo el mundo quería ser medio brujo medio mago.
Violeta estaba muy agradecida de enseñarles. Ana fue su ayudante y cuando acabaron lo celebraron haciendo una comida de brujas.


Violeta Vilches